Dolores al estar sentado. ¿Los conoces?

Dolores al estar sentado. ¿Los conoces?

Al realizar home office pueden sobrevenir muchos dolores al estar sentado y algunas molestias en espalda, hombros y piernas. Aquí te revelamos cómo evitarlas.

Los momentos difíciles por la emergencia sanitaria que se sufre a nivel mundial trajo consigo cambios en la forma de trabajar. Algunos lo tienen que hacer desde casa y otros han regresado a trabajar a oficinas, almacenes, fábricas o en la calle misma.

Si las faenas se realizan principalmente frente a una computadora, debemos aprender a sentarnos frente a ella de una forma correcta para no poner en riesgo nuestra salud, evitando provocar lesiones que con buenas prácticas se pueden evitar.

En entrevista para Contenido, la doctora Marta Karina Valdés, ortopedista y traumatóloga egresada de la Facultad de Medicina de la UNAM explica cómo podemos evitar esta clase de lesiones.

Ocho de 10, con problemas

La especialista menciona que ocho de cada 10 personas tendrán alguna lesión en su vida asociada a posiciones no adecuadas. “La primera, y una de las más importantes, son las lesiones cervicales que dan mucha tensión en los omoplatos y en los hombros. Si esa tensión continúa nos puede dar cefalea, problemas de mandíbula, problemas de fracturas de dientes, además de padecer alteraciones en la rotación del cuello”.

La segunda más importante y que puede generar discapacidad, son los problemas lumbares.

Las enfermedades de oficina son causadas por el sedentarismo. Estamos en la oficina o en home office trabajando aproximadamente entre ocho y 12 horas, nos levantamos de vez en cuando y nuestra columna, la cadera y las manos sufren demasiada presión muscular. Estas articulaciones son nuestros instrumentos de trabajo, por ello es importante mantener una postura correcta al estar sentados.

DESCARGA AQUÍ LA EDICIÓN COMPLETA DE CONTENIDO.

La ortopedista recomienda que cada hora, “como relojito”, nos paremos y hagamos estiramientos musculares que implican curvar la columna hacia atrás o hacia adelante y movernos hacia los lados, eso ayuda a los músculos a quitar la tensión prolongada y evitar lastimaduras.

“Es recomendable que de vez en cuando te escapes a tomar un vaso de agua, que camines hacia el baño, que des una vuelta, caminar cinco minutos, regresar y continuar tu actividad”.

Dolores al estar sentado

Trabajar desde casa implica pasar más de ocho horas frente a la computadora, esto derivada en un aumento considerable de casos que involucran:

Ciática: Dolor que aparece cuando una hernia de disco o un espolón en la columna vertebral presionan el nervio provocando malestar desde la parte inferior de la espalda pasando por la cadera y llegando hasta la parte posterior de una o ambas piernas. El dolor provoca limitación en el movimiento.

Cervicalgia: Si al terminar la jornada debemos sobarnos el cuello, es probable que lo padezcamos. Es el resultado del sobresfuerzo de los músculos del cuello, especialmente si la mesa en la que trabajamos es más alta que la silla.

Lumbalgia: este malestar físico se manifiesta a lo largo de la columna vertebral, especialmente en la parte baja de la espalda y su dolor puede ir de moderado a incapacitante.

Retención de líquidos: Si limitamos la movilidad, no hidratamos correctamente y tenemos dieta alta en sal, el cuerpo retiene líquidos generando hinchazón y dolor.

Lee más: ¡Cuidado! deshazte de estos hábitos en la oficina

41% de los mexicanos afirma trabajar más en home office

Por Elba Albor