5 sugerencias de protección frente al ruido

5 sugerencias de protección frente al ruido

El oído humano soporta entre 60 y 80 decibeles de forma normal. ¿Sabes cuál es la mejor forma de protegerte del ruido?

Nuestro día a día está permeado de sonidos y ruidos, que podemos oír o escuchar, ¿no es lo mismo? No, no lo es. De acuerdo con la RAE, el primero se refiere a la capacidad de percibir el sonido a través del sistema auditivo, mientras que el segundo está relacionado con la atención que se presta a lo que se oye. De ahí que oigamos ruidos y escuchemos sonidos.

¿ Qué es el sonido?

Es la percepción de las variaciones en la presión del aire por parte de nuestro oído.

¿ Qué es el ruido?

Es todo sonido desagradable, y que se presenta con una cierta intensidad.

¿ Qué efectos produce el ruido?

El impacto de los ruidos le pasa grandes facturas a la calidad de vida, empezando por la capacidad de escuchar, así como otros impactos fisiológicos como la alteración del ciclo del sueño, presión arterial e incluso hasta en la digestión o puede provocar afectaciones graves en el desarrollo de un feto. Al percibirlos, no estamos prestando atención; sin embargo, como aparecen de repente pueden causar daños permanentes. Y, el más conocido es la sordera profesional, la cual es irreversible y tiene incidencia en la comunicación y en las relaciones de la persona afectada, explica la doctora Jimena Atuán Rodas, especialista en audiología, foniatría y otoneurología de MED-EL.

El oído humano puede soportar entre 60 y 80 dB de forma normal; no obstante, exceder de estos rangos nos coloca en un estado de vulnerabilidad. Por ejemplo, si el personal de tierra de un aeropuerto no usara protección, inevitablemente quedaría con daño auditivo permanente ya que el ruido que genera el despegue de un avión va de los 110 a 150 dB, es decir, el sonido normal se intensifica más del 150%, señala.

Si el daño auditivo por ruido ya está presente, recomendamos que las personas acudan con un especialista inmediatamente para que pueda brindarles la solución auditiva necesaria.

 Sugerencias

  1. Evitar lugares donde el ruido supere los 100 dB o usa protección adecuada.
  2. Usar los audífonos a volúmenes bajos.
  3. Llevar en la bolsa o mochila tapones de silicón (no usarlos al manejar, montar en bicicleta o al caminar por la calle, ya que puede ser peligroso).
  4. Uso correcto de protectores auditivos.
  5. Cuidar y controlar el buen estado de las máquinas que puedan producir un mayor nivel de ruido.

Fuete: doctora Jimena Atuán Rodas, especialista en audiología, foniatría y otoneurología de MED-EL.

Por Alejandrina Aguirre Arvizu

Fotos Pixabay

Tags:
,