Protocolo de diabetes: antes y durante el COVID-19

Vivir con algún tipo de diabetes controlada no implica un mayor riesgo de contagio de COVID-19. Esta pandemia es un reto, por ello, debes estar preparado para actuar y seguir loa protocolos para mantener los niveles de azúcar en control.

Derivado de la preocupante emergencia sanitaria por la que atraviesa México y el mundo por la propagación del COVID-19, los expertos de la Federación Mexicana de Diabetes A.C. (FMD) ofrecen las siguientes recomendaciones para las personas que viven con diabetes aplicables durante la emergencia sanitaria.

La FMD recuerda a todas las personas con diabetes que siguen un tratamiento con insulina que es indispensable no modificar dosis y continuar con los horarios indicados por su médico. Asimismo, enfatiza que hoy más que nunca el manejo adecuado de la diabetes es una prioridad.

Mantener la diabetes fuera de metas de control, es decir, con niveles elevados de glucosa representa un mayor riesgo para que la situación se complique si hay contagio de COVID-19.

Come saludablemente. Continúa con tus hábitos saludables de alimentación, respeta tus horarios de comida. Mantente hidratado, y evita los excesos. Planea tus menús y observa el efecto de los alimentos en tus niveles de glucosa en sangre.

Mantente activo. Practica ejercicio a tolerancia, destina una hora al día para estas actividades, en internet puedes encontrar diversos tutoriales que se adapten a tu condición. Inicia paulatinamente, todo lleva tiempo.

Mide tus niveles de glucosa. El monitoreo de tus niveles de glucosa debe ser de al menos tres veces por día y en una libreta anota todos tus resultados.

Trata de mantener tu glucosa en ayunas y antes de las comidas, entre 80-130 mg/dl y dos horas después de haber comido entre 140-180 mg/dl., recuerda que tu glucosa en sangre NUNCA debe ser menor a 70 mg/dl (hipoglucemia), si es el caso debes corregirla de inmediato.

Recuerda la regla de 15×15:

Toma 15 gramos de azúcar, miel, dulce, jugo.

Espera 15 minutos y vuelve a tomar tu glucosa.

SI PERSISTE BAJA (menos de 100 mg/dl: repite la ingesta de otros 15 gramos de azúcar.

Espera 15 minutos y vuelve a monitorear tu glucosa, este procedimiento seguramente te llevara a corregir la hipoglucemia.

Sigue tu tratamiento médico. No suspendas tu tratamiento de la diabetes ni de las otras enfermedades. Toma tus medicamentos y si es el caso, aplica tu insulina según lo recomendado por tu médico.

Aprender a enfrentar retos cotidianos. Crea un protocolo para los días de enfermedad y tenlo a la mano. Compártelo con tus familiares y en caso de estar solo, con alguien de tu confianza que esté cerca de ti. Identifica y maneja tus altas o bajas de glucosa oportunamente.

Tomar actitud positiva. No te desesperes, este puede ser un buen momento para adquirir nuevos hábitos y así evitar consecuencias más graves. Reconoce tus logros por cada paso en la dirección correcta, sin importar qué pequeños sean. Y acepta que algunos días serán mejores que otros. Estar en casa es lo mejor que nos puede pasar, cambiemos “estoy encerrado” por “estoy protegido”.

Reducir riesgos. Conocer tu condición y complicaciones que puede haber es indispensable en estos momentos. Prepara tu ficha personal que contenga tus datos como: fecha de diagnóstico, medicamentos, unidades de insulina y horarios de aplicación. Datos de médico tratante y de algún familiar o amigo responsable.

Recuerda que una diabetes controlada puede disminuir el riesgo a contraer cualquier enfermedad e infección. “Quedarte en casa”, es la mejor defensa para evitar que seas contagiado por el coronavirus.

Hoy más que nunca debes contar con un termómetro para medir tu temperatura en caso de presentar síntomas.

No recibas visitas de personas con fiebre o un cuadro gripal. Si por alguna razón debes salir de casa, lleva cubrebocas y lava tus manos de manera frecuentes con agua y jabón.

Con información de la Federación Mexicana de Diabetes A.C. (FMD)

Por Alejandrina Aguirre Arvizu

Fotos: Pixabay

Artículos Relacionados