Te puede interesar

¿ Cómo mejorar la productividad laboral a través de la alimentación?

¿Cómo prevenir mareos durante los viajes?

Deshazte de las ojeras en 20 minutos con bicarbonato

Usos del aceite de almendras en tu piel

En este artículo compartimos 4 remedios con aceite de almendras para tratar algunos problemas habituales de la piel como las estrías, las irritaciones o como desmaquillante.

1. Remedio antiestrías para embarazadas
En primer lugar, este remedio es excelente para que las futuras mamás puedan cuidar su piel desde que sepan que están embarazadas, o incluso antes. Este producto natural no presenta ningún riesgo para el bebé. Además, cualquier persona puede usarlo para prevenir las estrías, ya que le aportará elasticidad a la piel y evitará estas antiestéticas marcas.

Ingredientes
¾ taza de aceite de almendras (135 g)
¼ taza de aceite de rosa mosqueta (45 g)

Elaboración y aplicación
Para empezar, mezclar bien ambos aceites y conservar en un frasco con cierre hermético. Se recomienda guardar en un lugar oscuro.
La mejor manera para aplicarlo es justo al salir de la ducha, después de habernos bañado con agua caliente. En ese momento, los poros están abiertos y el aceite se absorbe con mucha facilidad sobre la piel mojada.
Por último, dejar que la piel se seque y quitar el exceso de aceite con la toalla. La piel quedará suave, brillante, nutrida y elástica.

2. Loción para la psoriasis y los eczemas
El segundo de estos remedios con aceite de almendras es muy sencillo y pretende ayudar a aquellas personas que sufren psoriasis, eczemas o dermatitis. Al combinar este aceite con gel de Aloe vera conseguimos una loción calmante que favorece la regeneración cutánea, así como la cicatrización de posibles heridas o irritaciones.

Ingredientes
½ taza de aceite de almendras (90 g)
½ taza de gel de Aloe vera (80 g)
15 gotas de aceite esencial de árbol de té (opcional)

Elaboración y aplicación
Para empezar, mezclar el aceite y el Aloe vera mediante la emulsión de ambos ingredientes hasta obtener una textura cremosa. Después, añadir el aceite esencial de árbol de té y volver a mezclar bien.
Conservar en un frasco oscuro de cierre hermético.
Aplicar en las zonas afectadas dos o tres veces al día.

3. Desmaquillante natural para el rostro
La manera más sencilla y natural de desmaquillar el rostro consiste en utilizar aceite de almendras y una toalla junto con agua caliente. De este modo, lograremos quitar bien el maquillaje más denso y, de paso, nutrir la piel para tener un rostro radiante.

Ingredientes
1 cucharadita de aceite de almendras (7 g)
1 gota de aceite esencial de lavanda (opcional)

Aplicación
En primer lugar, aplicar el aceite por todo el rostro (solo o combinado con el aceite esencial).
A continuación, mojar una pequeña toalla en agua caliente y, con ella, masajear todo el cutis. Insistir en las zonas con más maquillaje. El resultado será una piel relajada, limpia e hidratada. Además, la planta de la lavanda te aportará efectos relajantes para descansar mejor.
Ahora ya conoces tres remedios con aceite de almendras para mejorar la piel y también para tratar algunas afecciones leves. Con este producto natural aportarás muchos nutrientes a tu cuerpo y evitarás otras sustancias dañinas que contienen algunos productos cosméticos.