¿Dónde se puede ver el eclipse de sol?

Hoy 21 de agosto habrá un eclipse total de Sol que producirá una pequeña “noche” de casi tres minutos, el fenómeno astronómico podrá ser apreciado de forma total en Estados Unidos, y de forma parcial en los estados del norte del país (Durango, Chihuahua, Sonora, Baja California) donde habrá un obscurecimiento del 60%, señala Gloria Delgado Inglada, investigadora del Instituto de Astronomía (IA) de la UNAM.

Para apreciarlo, la investigadora recomienda utilizar filtros para sol del número 14, conocidas también como sombras, para que no haya daño en la retina, o buscando la reflexión de la luz del sol con un par de cartulinas.

Para la investigadora del Departamento de Estrellas y Medio Interestelar del IA,  nunca debe mirarse directamente al Sol, no por tratar de observar un fenómeno tan interesante dañemos la vista.  Tampoco hay que intentarlo con binoculares, telescopios, cualquier tipo de anteojos, gafas de sol, vidrio ahumado, filtros polarizados o películas de color expuestas. Ninguno de estos instrumentos protege adecuadamente los ojos.

Suceden cinco eclipses de Sol anualmente, apunta Delgado Inglada, aunque no todos podemos observarlos, “pueden pasar de 200 a 300 años para volver a ver uno; en abril de 2024 podrá disfrutarse nuevamente de este fenómeno astronómico en México”.

El Instituto de Astronomía tendrá la transmisión en vivo, con imágenes de la NASA para apreciar el fenómeno. En ese contexto, Julieta Fierro dará una charla y habrá telescopios con filtros adecuados para observarlo.

Algunos mitos

Alrededor de los eclipses han surgido muchos mitos, el más conocido es que las mujeres embarazadas deben ponerse un listón rojo alrededor del vientre para que el bebé nazca sano.

En Italia, se piensa que durante un eclipse hay que plantar flores para que nazcan más bonitas. Sin embargo, no hay ningún dato que pruebe que sea cierto, afirmó

Hay que disfrutar estos fenómenos naturales que ocurren por el movimiento de los astros, “pero no hay nada místico, es algo completamente natural”. Lo que sí ocurre es que hay un efecto en el peso corporal y las mareas debido la fuerza de la gravedad pero no es significativo, ya que si nos subimos a una báscula ese día sólo pesaremos medio gramo menos.

Los mayas relacionaban estos eventos con el inicio de algo malo como guerras y desastres, pero “la vida después del 21 de agosto seguirá igual”.

[Con info de UNAM Global]

Artículos Relacionados