miércoles , agosto 21 2019

Te puede interesar

La relación entre ojos secos y problemas de tiroides

¿Cómo se comporta tu pareja durante las peleas?

Los hijos hacen más felices a sus padres una vez que se van

¿El mal aliento es contagioso?

mal-aliento4x3_2

  • Goma de mascar de menta o yerbabuena, pastillas refrescantes, sprays de bolsillo… todos le temen al mal aliento y para evitarlo o aunque sea disfrazarlo, hacemos uso de estos y otros remedios.

La también llamada halitosis, como quizá sepas, puede tener origen gástrico, respiratorio o bucal, pero a diferencia de lo que se creía antes, es este último y no los problemas estomacales, el responsable del 80 por ciento de los casos.

Goma de mascar de menta o yerbabuena, pastillas refrescantes, sprays de bolsillo… todos le temen al mal aliento y para evitarlo o aunque sea disfrazarlo, hacemos uso de estos y otros remedios.

La también llamada halitosis, como quizá sepas, puede tener origen gástrico, respiratorio o bucal, pero a diferencia de lo que se creía antes, es este último y no los problemas estomacales, el responsable del 80 por ciento de los casos.

Según explica Yahoo! es fácil distinguir su origen porque en el caso del mal aliento por problemas gástricos, también existe reflujo e incluso úlcera estomacal. Y en el caso de la halitosis por causas respiratorias –que por cierto, es realmente poco común, pues solo incluye al 2 por ciento- se debe a sinusitis crónica.

Así, la boca se vuelve el real foco del problema y son las caries, las encías inflamadas y el sarro, tres de los agentes mayormente responsables del mal aliento y son consecuencia de una higiente deficiente, ya sea por ser poco frecuente o por errores recurrentes en el cepillado y en el uso del hilo dental.

Las bacterias que se encargan de descomponer los restos de comida que quedan en los dientes, producen como sustancias de desecho, ácidos grasos y compuestos sulfurados volátiles, como el ácido butírico y la putrescina, que producen el tan característico y temido, mal aliento.

Todo esto nos lleva a la pregunta inicial, ¿puede entonces contagiarse? Puesto que la mayoría de los casos de halitosis se deben a ciertas bacterias, pueden éstas transmitirse de persona a persona, ya sea por besos o incluso por usar la misma cuchara o vaso.

Pero antes de que te asustes, te gustará saber que aunque las bacterias pueden transmitirse, no pueden prosperar en un ambiente poco propicio, es decir, si tienes buenos hábitos de higiene, las bacterias nocivas no podrán hacer de tu boca su hogar y por lo tanto, no te contagies de halitosis.