Madre obliga a su hija a confesar en Facebook que hace Bullying

Madre obliga a su hija a confesar en Facebook que hace Bullying

 

Facebook fue el escenario para el castigo de esta Bully
  • Algunos afirmaron que la madre usó las mismas técnicas de intimidación que su hija usaba. 

Una madre en Estados Unidos ha decidido castigar a su hija haciéndole confesar en Facebook que ha cometido acoso, lo que ha provocado una gran polémica en Internet.

“Soy una chica inteligente pero he tomado malas decisiones en las redes sociales”, se lee en un cartel que Cara Schneider, de Carolina del Norte, ha obligado a colgarse del cuello a su hija como reprimenda por cometer ciberacoso. La nota termina con un rotundo: “El bullying es algo malo”.

Además, la joven ha tenido que vender su reproductor de música (un iPod) y dar dinero a una organización sin ánimo de lucro que lucha contra el acoso, explica el mensaje. La foto se ha convertido en viral y ha sido compartida más de 10.000 veces en Facebook.

La imagen, que fue publicada por la propia madre en la red social el pasado 5 de enero, ha recibido críticas que la acusan de acosar a su propia hija, aunque la mujer ha sido firme con su decisión y no ha retirado la imagen. “Tiene que actuar apropiadamente”, ha reafirmado Schneider.

La chica tuvo que vender su iPod.
      “¿Humillar a tu hijo para enseñarle como no humillar a los otros? ¡Me pregunto cómo se puede aprender de este tipo de acciones!», escribía un usuario de la red social. “Es un ejemplo nefasto de educación”, añadía otro. “Son estas cosas las que hacen que los hijos odien a los padres. Yo creo que va a empeorar su comportamiento”, agregaba uno más. Otros muchos, por el contrario, han opinado que el castigo está a la altura de las acciones de la menor.

Sin embargo, la madre no se arrepiente y afirma que quiere que su hija aprenda la lección y tenga un buen comportamiento con el resto de las personas. “Ser madre es difícil, es fácil de juzgar, pero recuerda… Tú sólo ves una foto. Tú no sabes toda nuestra historia”, se defendió la madre de acuerdo a lo publicado por Examiner. Además recordó que había probado sin éxito otros métodos, desde charlas a peleas, pasando por castigarla a cuidar el jardín.

Pero no sólo recibió críticas, ya que también tuvo apoyo de algunos usuarios. Uno de ellos señaló: “Esto me hace feliz, porque muchas veces la gente solo piensa en actuar después de que sea demasiado tarde para ayudar a las víctimas”.