miércoles , octubre 18 2017
facebook@ twitter@ instagram@ youtube@

Te puede interesar

Administrarse. La columna de Gabriel Zaid

Seguridad, vigilancia y derechos… Entre la espada y la pared

El Palacio de Buenavista: Palacio Encantado

Inicio / COLUMNAS / Es culpa de los gringos

Es culpa de los gringos

 

Una puntual reflexión sobre la debilidad nacional para responsabilizar de nuestros problemas a otros, principalmente a los gringos, nuestros vecinos del norte.

 

 

A los mexicanos nos encanta echar la culpa a los demás de nuestros problemas. El villano favorito en este esfuerzo ha sido casi siempre nuestro vecino del norte. ¿Por qué somos pobres? Por los gringos que nos invadieron en 1847 y nos quitaron la mitad del territorio nacional (además la parte pavimentada y con irrigación).

Durante un tiempo dejamos de dar este papel a los estadounidenses, en parte porque era difícil considerarlos como grandes enemigos cuando se convirtieron en nuestros socios en el Tratado de Libre Comercio y en parte porque nos rescataron financieramente en 1995, durante el gobierno de Bill Clinton. Pero también nos dábamos cuenta de que Estados Unidos es el país que generosamente ha recibido a millones de inmigrantes mexicanos.

Donald Trump ha venido a cambiar esta actitud. Hoy es mucho más fácil culpar de todo al ugly American. Súbitamente el nuevo presidente de Estados Unidos nos ha hecho recordar a esa imagen tradicional del gringo, el red neck, el inculto con pretensiones, el que cree saberlo todo y se comporta como el bully del patio de recreo.

La verdad, sin embargo, es que no ha pasado tanto tiempo desde que Estados Unidos invadió Panamá, en 1989, durante el gobierno de George Bush, padre, para detener al presidente panameño Manuel Noriega y llevárselo a Estados Unidos, o desde que invadió Irak, en el gobierno de George Bush, hijo, en busca de unas armas de destrucción masiva que nunca aparecieron y para detener al presidente iraquí Sadam Husein.

Resulta muy difícil defender el extraño sentido de justicia o de destino manifiesto que tienen los estadounidenses. Éste es un país que desde hace mucho tiempo ha considerado que tiene el derecho de invadir a otras naciones para imponer su voluntad. Es una república que se considera depositaria de los más altos ideales, pero que se comporta como una potencia imperial. Washington cuestiona la falta de respeto a los derechos humanos en muchos países, incluido México, sin pensar en las faltas que sus funcionarios y militares cometen en agravio de estos derechos dentro de Estados Unidos o en operativos militares fuera de su país.

Pero querer echarle la culpa a nuestros vecinos de los problemas que sufre México no tiene sentido. Por supuesto que en Estados Unidos se ha desatado una verdadera y cuestionable cacería de mexicanos indocumentados. Pero México no trata mejor a los migrantes indocumentados. El tema de fondo es que, a pesar de todos los malos tratos, los mexicanos que viven en la Unión Americana prefieren permanecer ahí en lugar de regresar. ¿Por qué? Porque simplemente viven mejor allá.

Donald Trump y muchos de sus seguidores pueden ser racistas, maleducados, odiosos y arrogantes. Pero nosotros en México somos responsables de haber expulsado a millones porque no quisimos aplicar políticas que hubieran creado empleos y prosperidad. El desarrollo de Estados Unidos no es un accidente histórico, como no lo es tampoco la pobreza de México. En la Unión Americana se promovió la inversión y el desarrollo económico, en México se recurrió a políticas que generaron pobreza en la mayoría, aunque enriquecieron a los políticos.

Es correcto y hasta sano que cuestionemos a Trump. Es un personaje, más que siniestro, patético. Pero no podemos cerrar los ojos al hecho de que nosotros somos responsables de nuestra pobreza y de la expulsión de millones de compatriotas. Cuando realmente nos dediquemos a construir un México más rico, en lugar de quejarnos de las políticas de terceros, tendremos una situación en la que ni Trump ni los demás líderes políticos de Estados Unidos nos podrán hacer daño.